dimarts, 8 de juny de 2010

La crisis y el cine español



Críticos frente al periodismo amarillo.



Carlos F. Heredero, publica un editorial en la revista que dirige, Cahiers de Cinema, al que denomina La crisis, el festival de Cannes y el cine español, que comentamos por su interés para los seguidores del blog:

  • Miércoles, 12 de mayo. José Luis Rodriguez Zapatero, presidente del Gobierno, anuncia un drástico golpe de timón que sacrifica su propia política social y que implica cargar una gran parte del peso de la crisis económica sobre las clases medias funcionariales y sobre los pensionistas españoles. Los sindicatos protestan. El Fondo Monetario Internacional y la CEOE dicen que las medidas van en la buena dirección. Hasta aquí Heredero, yo añado que esta medida era la crónica de una muerte anunciada para quien se haya preocupado de seguir las tertulias y leer la prensa; la huelga ha sido convocada por la prensa y seguida minuto a minuto, como nunca, incluso cuando a Felipe González se le hizo una huelga indefinidad en enseñanza y sanidad. Sin palabras.
  • Jueves, 13 de mayo. El Festival de Cannes presenta O estranho caso de Angéñlica, en la que su director, el portugués Manuel de Oliveira, introduce algunos sustanciosos diálogos que reflexionan sobre la actual crisis económica. Los periódicos españoles hacen públicas las presiones de Barak Obama ("hay que calmar a los mercados", le dice a Zapatero el presidente americano) para que España comprenda el ajuste anunciado. Creo que no necesita comentarios.
  • Viernes, 14 de mayo. Cannes proyecta Wall Street Money Never Sleeps, en la que Oliver Stone retrata a un implacable tiburón funcionario, pero la película nos dice que la redención es posible y que también los agresivos gestores de los depredadores hedge funds tienen su corazoncito. Hollywood ofrece su receta balsámica para los ciudadanos/espectadores que sufren la crisis. En España, la patronal bancaria pide que se hagan más recortes aún; es decir, necesitan que los pobres se empobrezcan un poco más para que ellos se enriquezcan un mucho más. (derecha: Mariola Urrea, defensora de la reforma laboral y los recortes funcionariales)
  • Sábado, 15 de mayo. Los mercados ( ese ente invisible tras el que ningún medio de comunicación identifica a ningún especulador con nombres y apellidos ) vuelven a caer porque consideran que los recortes anunciados son insuficientes. Hay que recortar más, dicen. (Eduardo Sanmartín, partidario de más recortes).
  • Domingo, 16 de mayo. Se proyecta en Cannes Inside Job, un implacable documental americano de Charles Ferguson (Producida por la Sony) que pone nombres y apellidos a los especuladores, que desvela la complicidad del gobierno de George Bush con la política desreguladora que está en el origen de la crisis. También muestra como ciertos altos cargos del gobierno de Barak Obama mantienen estrechos lazos con algunos de los mas poderosos financieros responsables de la crisis. En la quincena de los realizadores se estrena Cleveland contra Wall Street , un documental ficcionado de producción francesa en el que Jean Stephane Bron denuncia cómo miles y miles de familias americanas están quedándose en la calle por la avaricia de las grandes corporaciones financieras. En España se publica que el coste salarial de los altos directivos ha pasado, entre 2005 y 2009, de 208 a 313 veces el salario mínimo. Hay consejeros ejecutivos de grandes bancos que han cobrado pensiones por valor de 68.7 y de 79,8 millones de euros.
Charles Ferguson (derecha)





Jean-Stephane Bron. Cleveland contra Wall Street.

  • Lunes 17 de mayo. En Cannes se presenta Film Socialisme, la nueva película de Jean-Luc Godard (proudcción francesa), que reflexiona a la par sobre la Historia de Europa y sobre la crisis económica.
  • Jueves 20 de mayo. Un informe de "El País" asegura que gravar el patrimonio de los más ricos aportaría al Estado seiscientos millones más que lo que se puede ahorrar al congelar las pensiones. Zapatero anuncia la subida de impuestos para los que realmente más tienen. Pero dos días después (el sábado, 22) dice que ahora no toca el impuesto a los más ricos.
  • Domingo 23 de mayo. Termina el Festival de Cannes.No se conoce ninguna película de un director español que haya hablado, durante los dos últimos años, de la crisis económica. Entre los rodajes en marcha, tampoco hay ninguno previsto que se interese sobre el tema.Para el cine español, en España no hay crisis. El mundo no es rodando.
Aunque no estemos totalmente de acuerdo con todas las ideas expuestas por Carlos F. Heredero, nos parece lo suficientemente interesante para reproducirlas en nuestro blog. En lo que si estamos de acuerdo es en que el cine español no está ni se le espera.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Gràcies per deixar-nos el teu comentari.